Atracciones turísticas en Australia

No es casualidad que, para muchos seres humanos, Australia sea sinónimo de fauna. Después de todo, nadie puede negar que, en este país cuya superficie ocupa toda el área continental de Oceanía, los habitantes más populares a nivel mundial son los canguros y el demonio de Tasmania, una especie famosa gracias a Taz, el célebre personaje de la serie Looney Tunes.

Sin duda, los animales constituyen un gran atractivo en las extensas tierras australianas, pero no es una buena idea creer que allí todo gira en torno a ellos. En Australia, además de apreciar la ecología y los paisajes naturales (entre los cuales no se puede dejar de mencionar a la Gran Barrera de Coral, el mayor arrecife de coral del mundo), es posible realizar actividades vinculadas a la cultura, a los deportes y, por supuesto, a la historia. No hay que olvidar que, en el pasado, esta nación bordeada por las aguas del Océano Pacífico, el Océano Índico, el Mar Austral y el Mar de Arafura, estuvieron habitadas por aborígenes australianos. Producto de esa realidad, por ejemplo, el arte visual australiano se vio desarrollado a partir de las pinturas rupestres y la cultura, enriquecida con sus tradiciones, danzas y música.

De acuerdo a la región que uno visite, encontrará en territorio australiano un determinado tipo de clima. En el sector norte, por ejemplo, esta nación donde no abundan los suelos fértiles posee un clima tropical donde predominan los bosques, las selvas lluviosas, los manglares, los desiertos y las praderas, mientras que en el sur el tiempo suele ser templado.

Al evaluar el clima de este país no se puede dejar de tener en cuenta que, en estas tierras donde es posible hallar una gran parte de zonas desérticas o semiáridas, las condiciones meteorológicas están influidas por sistemas de baja presión tropicales estacionales que pueden llegar a producir ciclones en la franja septentrional, así como también por las corrientes marinas, las cuales, por lo general, suelen estar vinculadas a las sequías periódicas.

PRINCIPALES CIUDADES

SydneyPese a no ser la capital nacional, resulta imposible referirse a Australia sin hacer mención a Sydney (o Sídney, en español), una ciudad fundada en 1788 que se caracteriza no sólo por ser la más grande del país, sino también por haber sido el sitio australiano donde se asentó la primera colonia británica y por ser una de las urbes más multiculturales a nivel mundial.

Sydney se encuentra al sudeste de la nación, a orillas de la Bahía de Jackson, entre la llanura de Cumberland y la meseta de Hornsby. En esta zona propensa a las tormentas de viento y al granizo, el clima suele ser templado, con veranos cálidos y épocas invernales frías.

Cualquiera sea la condición meteorológica imperante, la ciudad consigue atraer al visitante con su variada oferta deportiva (potenciada por la realización de diversos eventos de interés internacional, tales como los Juegos Olímpicos y la Copa Mundial de Rugby) y cultural, que incluye desde festivales hasta propuestas sociales de gran magnitud. La famosa Ópera de Sídney, el Star City Casino, el Instituto Nacional de Arte Dramático, el Royal National Park, el Puente del Puerto de Sídney (Sydney Harbour Bridge), el antiguo barrio The Rocks, Darling Harbour, Taronga Zoo y Chinatown son sólo algunos de los sitios más interesantes que se pueden encontrar en esta región donde también se puede disfrutar de la playa y los deportes marítimos o divertirse por las noches en los numerosos bares, clubes nocturnos y restaurantes de la zona.

Buses, metro, ferries, tren y monorriel son los medios de transporte más utilizados en estas tierras enriquecidas con un puerto natural y el Aeropuerto Internacional Kingsford Smith, una terminal aérea ubicada en el barrio de Mascot que se caracteriza por ser el más grande de Australia y el aeropuerto público más antiguo del mundo.CanberraLa porción norte del Territorio de la Capital Australiana está ocupada, desde hace menos de un siglo, por Canberra, la capital de Australia. Cabe destacar que, antes del establecimiento europeo, estas tierras que fueron elegidas para construir esta ciudad planeada a la que muchos definen como “capital del arbusto” por sus numerosas áreas reservadas a la vegetación natural, albergaban a las tribus Ngunnawal y Walgalu.

Hoy en día, Canberra es un moderno y desarrollado territorio segmentado por barrios donde el clima es continental y, en ocasiones, pueden llegar a registrarse nevadas. Allí es posible apreciar el Australian War Memorial, la Galería Nacional de Australia, la Casa del Parlamento, la Biblioteca y el Museo Nacional, la Torre Telstra y el lago Burley Griffin, entre otros atractivos sitios de interés turístico. Otro dato a tener en cuenta: a la capital australiana es posible llegar vía aérea (gracias al Aeropuerto Internacional de Canberra), mediante autobuses y coches particulares (los cuales se ven beneficiados por la importante red de carreteras y autopistas que, por ejemplo, permiten unir a esta ciudad con Sydney en un lapso de sólo tres horas) o bien a través del sistema ferroviario.MelbourneHasta que se estableció a Canberra como capital del país, la sede administrativa de Australia era Melbourne, una ciudad fundada en 1835 que, en la actualidad, funciona como capital del estado de Victoria.

A nivel internacional, esta región situada donde desemboca el río Yarra, en el sureste australiano, es conocida gracias a su riqueza cultural, su importancia en materia deportiva (cabe destacar que allí se han desarrollado los Juegos Olímpicos de 1956) y sus grados de desarrollo, tanto industrial como comercial.

En esta ciudad donde funcionan la mayor red de tranvías del mundo, varias líneas de autobuses, un destacado puerto y varios aeropuertos, además de disfrutar de las playas y pasear por sus bellos parques y jardines, los visitantes tienen la posibilidad de apreciar varias construcciones históricas (tales como la Catedral de San Patricio y el Palacio Real de Exposiciones), visitar diversos museos y teatros, asistir a festivales de moda y gastronomía, practicar deportes como el surf, el fútbol australiano o el críquet y, por supuesto, deleitarse con las irresistibles propuestas culinarias y entretenerse por las noches en las discotecas de la zona.

MONUMENTOS Y MUSEOS

 

Habitado durante miles de años por aborígenes antes de la llegada de los europeos, Australia tiene una rica historia nativa que puede conocerse mediante numerosos museos, como el Museo de Victoria. Otros lugares más curiosos, vinculados a las extensas costas y playas del país, son el Museo Marítimo de Tasmania (en la ciudad de Hobart) y el Museo Surf World (en Torquay).

Entre los principales edificios, el Palacio Real de Exposiciones y Jardines Carlton, en la ciudad de Melbourne, ha sido declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. La Casa Redonda (construida en 1830), el Puente del Puerto de Sydney (Sydney Harbour Bridge) y la Catedral de Santa María de Perth son otros sitios de interés.Ópera de SydneyDiseñada por el arquitecto Jørn Utzon e inaugurada en 1973, la Casa de la Ópera de Sydney es uno de los edificios más importantes del siglo XX y un símbolo de Australia. Se trata de la sede de la Ópera Australia, la Orquesta Sinfónica de Sydney y la Compañía de Teatro de Sydney.

La edificación, de estilo expresionista, ocupa 1,8 hectáreas y alcanza una altura de 183 metros. Su estructura se basa en 580 pilares que se hunden hasta 25 metros por debajo del nivel del mar. En la azotea, se destacan más de 1.000 millones de azulejos que fueron traídos desde Suecia.

La Sala de Conciertos (Concert Hall) tiene capacidad para más de 2.600 personas y cuenta con el órgano mecánico más grande del mundo (cerca de 10.000 tubos).

La Ópera de Sydney fue declarada Patrimonio de la Humanidad en 2007 y estuvo nominada para las Nuevas Siete Maravillas del Mundo.Catedral de San Patricio de MelbourneLa Catedral Basílica de San Patricio (St. Patrick’s Cathedral Basilica) situada en la ciudad de Melbourne es uno de las construcciones más bellas de la arquitectura neogótica. Fue construida por orden del fraile agustino James Alipius Goold, quien propuso bautizarla en honor al patrono de Irlanda ante la gran cantidad de inmigrantes de dicho país que residían en la ciudad.

Esta catedral fue consagrada en 1897, aunque su construcción recién pudo finalizarse en 1939 tras diversos problemas y complicaciones. A lo largo de su historia, fue visitada por dos papas: Pablo VI (en 1970) y Juan Pablo II (1986).

La Catedral de San Patricio cuenta con forma de cruz latina, con una nave cuyo eje mide 103,6 metros de largo, pasillos laterales y un santuario con siete capillas. En la parte exterior del edificio se destacan monumentos como la estatua creada en homenaje al político nacionalista irlandés Daniel O’Connell.Museo Nacional de AustraliaEl Museo Nacional de Australia (National Museum of Australia) fue inaugurado en 2001 con la intención de convertirse en el primer museo consagrado a narrar la historia del país y sus habitantes. Está instalado en la capital nacional, Canberra, en una región donde antes se encontraba el Royal Canberra Hospital.

La sorprendente edificación, famosa por sus curiosas formas y sus variados colores, fue diseñada por el arquitecto Howard Raggatt. La tecnología, con el uso de dispositivos multimedia, es uno de los principales atractivos del lugar que logra contar la historia nacional de manera entretenida para toda clase de público.

La colección de pintura aborigen, la piel del extinto Tigre de Tasmania y los archivos de los Juegos Olímpicos de 2000 forman parte de sus exhibiciones. El Museo Nacional de Australia también cuenta con un restaurante que ofrece una vista panorámica al Lago Burley Griffin.

ACTIVIDADES Y ATRACTIVOS TURÍSTICOS

Australia es el sexto país más grande del mundo. Al encontrarse rodeado por los océanos Pacífico, Índico y Antártico, las costas y playas constituyen un importante atractivo. Este país cuenta con el mayor arrecife de coral del planeta (la Gran Barrera de Coral), que tiene 2.000 kilómetros de longitud y crea una amplia variedad de islas en el noroeste de la nación. El buceo y el snorkel son actividades imperdibles en esta región.

El territorio australiano presenta el monolito más alto del mundo (Mount Augustus), mientras que Mount Kosciuszko (2.228 metros) es el pico más alto de su superficie continental y ofrece un importante desafío para los escaladores.

Las selvas y el clima tropical del norte de Australia contrastan con las amplias regiones áridas y secas de otras partes del país, como el Gran Desierto de Victoria y el Gran Desierto Arenoso, lugares donde es posible conocer a varios pueblos autóctonos.BosquesEl 19% de la superficie australiana está cubierta por bosques. Los Bosques Húmedos Gondwana de Australia (Reserva de Selva Tropical Central Oriental) han sido declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO e incluyen decenas de parques nacionales que se reparten en los estados de Queensland y Nueva Gales del Sur.

El Parque Nacional Lamington (con amplias zonas de selva tropical, cascadas y arroyos), el Parque Nacional Springbook y el Parque Nacional Cumbres Barrington (que se puede recorrer con vehículos todoterreno o a través de caminatas por sus senderos) son algunos de los sitios más interesantes para recorrer y apreciar la flora y fauna local.MontañasPese a contar con varias cadenas montañosas, Australia no se caracteriza por las elevaciones de gran altura. El Monte Kosciuszko es la montaña más alta de la Australia continental y se encuentra en la Gran Cordillera Divisoria (Great Dividing Range).

La Cordillera MacDonnell se destaca en el centro del territorio (su pico es el Monte Liebig, de 1.524 metros) mientras que, al sudeste, aparece la Cordillera Finders con su Monte Saint Mary Peak (1.168 metros).

La montaña más alta del país, de todas maneras, se encuentra fuera de la superficie continental: el Mawson Peak, con sus 2.745 metros, es la cima australiana. Este monte forma parte de las Islas Heard y McDonald (Patrimonio de la Humanidad).PlayasLa Gran Barrera de Coral, frente a la costa de Queensland, es un paraíso para los amantes del buceo y de la vida acuática. A pocos metros de las costas con playas de arenas blancas se pueden apreciar más de 400 especies de coral, 4.000 especies de moluscos y 1.500 especies de peces.

Desde localidades como Townsville y Cairns parten excursiones hacia la Gran Barrera. Otras ciudades, como Perth, cuentan con una variada oferta de playas. Bondi (Nuevas Gales del Sur) y Byron Bay (Sydney) también aparecen entre los mejores destinos para el verano.

Cabe destacar que Australia tiene la playa con arenas más blancas del mundo, de acuerdo al Libro Guiness de los Récords: Hyams Beach, a tres horas de Sydney.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *