Los deportes extremos se han ido popularizando a medida que transcurre el tiempo y la información se extiende. Entre ellos, el vuelo en Ícaro, o “Ala-delta” como lo llaman algunos.  Es llamado así en honor a un personaje mitológico que quiso volar con alas elaboradas, pero a mitad del vuelo cayó al océano y murió.