La situación política, social y económica de Cuba, hace que no esté siempre en los primeros destinos turísticos. Sin embargo, y a no ser por las playas, si de turismo religioso se trata, Cuba es uno de los principales centros para ello, con una mezcla sublime de los ancestral con lo traído por los españoles,